0,00 MXN

No hay productos en el carrito.

English English Español Español
0,00 MXN

No hay productos en el carrito.

Big Data: cuando la información vale oro

Facebook presentó recientemente un feed de video y una sección de compras donde promete ofrecer contenidos personalizados para cada usuario. No es complicado para ellos, saben lo que nos gusta, lo que nos disgusta, lo que nos deja de gustar y hasta cuando no queremos saber nada del amor por haber terminado con alguien. De esta forma se vuelve mucho más sencillo ofrecerle a cualquier persona contenido que es susceptible de consumir.
Un estudio de la Universidad de Cambridge y la Universidad de Stanford concluyó que Facebook puede determinar mejor nuestra personalidad que nuestros amigos cercanos, nuestra familia y hasta nuestro terapeuta. ¿Cómo lo hace? Gracias al Big Data.
Esa capacidad de recolectar y analizar información sobre los usuarios, es considerada hoy en día una de las tendencias más importantes. ¿Por qué?

Básicos del Big Data

Big Data es, en pocas palabras, una cantidad enorme de información organizada y no organizada (según IBM cada día se generan 2.3 billones de gigabytes) que sirve, entre otras cosas, para predecir lo que pasará en el futuro a partir de patrones y hábitos de los individuos. Promete desde cosas tan simples como saber si la gente tiende a consumir ciertos artículos hasta identificar enfermedades a partir de tan sólo una gota de sangre.
Facebook (que según el portal de estadística Statista, tiene 157,100 millones usuarios en el mundo y 50 millones en México) posee información sumamente relevante para el Big Data, pues la tendencia va más allá de meramente la estadística, se trata de analizar a profundidad el comportamiento cotidiano de los usuarios.

Las cuatro V del Big Data
Las cuatro V del Big Data. Fuente: IBM.

Su efectividad está basada en las cuatro V: variedad, volumen, velocidad y veracidad. Bajo esta premisa, el estudio del Big Data se ha convertido en un elemento más del proceso de toma de decisiones en las empresas. Las grandes compañías están creando incluso departamentos dedicados a analizar detenidamente la información que colectan. Amazon e IBM ofrecen a los negocios soluciones para iniciar su proyecto de Big Data.

Basada en las cuatro V: variedad, volumen, velocidad y veracidad, la Big Data se ha convertido en un elemento de toma de decisiones en las empresas.

¿Y todo para qué?

En ocasiones la finalidad es emplear dichos datos internamente. Por ejemplo, analizando el comportamiento de los empleados, mediante los smartphones, tablets o computadoras –a veces monitoreados– que les dan, o a través de un registro de sus horarios y actividades. Según expertos en Recursos Humanos de la UAM, cuatro de cada 10 reclutadores revisan las redes sociales de los candidatos a un empleo.
Sin embargo, la mayoría de los esfuerzos van enfocados a generar perfiles detallados de sus usuarios con el objetivo de ofrecer productos más inteligentes y adaptados a las necesidades de dichos clientes. Es así como los teléfonos con Android pueden determinar cuál de las ubicaciones que visitas es tu casa y cuál tu trabajo, qué días vas a la oficina y a qué hora entras, para proporcionar información en tiempo real sobre el tráfico y cuánto tardarías en llegar a trabajar.

El objetivo es ofrecer productos más inteligentes y adaptados a las necesidades de los clientes.

Una tendencia incipiente en México

De acuerdo con el estudio anual sobre Big Data que realiza la consultoría Gartner, 75% de las empresas invierten o planean invertir en los próximos dos años en Big Data. En México su uso se ha dedicado a la creación de campañas de marketing muy enfocadas en las tendencias de consumo.
Waze, la popular aplicación de tráfico y navegación, emplea Big Data para dar a los conductores información sobre las mejores rutas para llegar a un lugar, la cantidad de tráfico, si hay accidentes, obras, embotellamientos o agentes de tránsito. Toda esta base de datos es construida por los mismos usuarios a través de reportes.
 

Big Data creará ciudades inteligentes.
Se espera que la Big Data pueda servir para crear ciudades inteligentes con todos los servicios intercomunicados.

Rumbo a las smart cities

Además de eso, la Big Data tiene aplicaciones en casi todos los sectores: en el financiero permite ofrecer a los clientes una mejor gestión de los ingresos y los gastos; en el entretenimiento selecciona contenidos personalizados para los usuarios; en seguridad, analiza los datos de la red de telecomunicaciones y redes sociales para detectar amenazas y prevenir antes de que los criminales actúen, etc. La medicina y la economía también se ven privilegiadas por el conocimiento que puede obtenerse a partir de la información.
Casi todos somos “víctimas” de la Big Data que ayuda a hacer nuestra vida más fácil. En casa todos nuestros dispositivos pueden estar interconectados para darnos gusto y se espera que en un futuro no muy lejano, la gran parte de las ciudades pueda ser smart cities, lugares donde sostenibilidad, salud, energía y otros servicios puedan estar ligados entre sí para gestionar mejor los recursos e intentar solucionar problemas de pago, contaminación, tráfico, etc.

Comentarios

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

Artículos relacionados

3,179FansLike
90FollowersFollow
223FollowersFollow

Últimos artículos